CHARLY (AQUÍ TIENES TU ENTRADA AMIGO)

En la universidad nos conocimos, cuando llevaba yo unos meses estudiando Relaciones Laborales. Yo iba con un grupo de gente y él con otro, y ambos grupos se fusionaron. Tardamos muy poco en empezar a hablar y convertirnos en el par de dos que daba guerra en la clase de derecho sindical, jejeje. Recuerdo que nos tiraron la bronca más de una vez, porque nuestros ataques de risa eran habituales. Pero es que nos provocaban. Un día una profesora (que tú dirás que no, pero yo creo que te hacía ojitos) nos dijo que teníamos los dos "los ojos del color del cielo en verano" y nos dio una risa aquella cursilería, que ya nos fue imposible parar. Yo creo que no nos tiró, porque le encantaba mirarte mientras daba la clase.
En muy poco tiempo, pasamos de ser compañeros de clase, a "hermanos", y es que al tener los ojos del mismo color, e ir siempre juntos, muchos dieron por sentado que éramos hermanos, y a nosotros nos dio por no sacarles del error.
Me intentaste enseñar a jugar al poker, y no hubo forma, y anda que no te has reído de mí, mientras jugábamos en la cafetería y me decías que no sabía disimular, que tengo una mirada demasiado expresiva. Yo sigo pensando que no te esforzaste lo suficiente en enseñarme.
Las canciones en tu coche, mientras íbamos a la uni, aquellas tan raras que yo no conocía, porque mira que tienes un gusto raro para la música, y que me cantabas mientras te reías de que me tapara los oídos, porque mira que desafinas amigo.
Aquellas tardes interminables de sol, cuando nos pelábamos la clase de historia política, porque la odiábamos y creo que entramos a dos, como mucho. Contándome tus historias de fin de semana...menos mal que en aquella época no había redes sociales, porque hubiera sido bueno ver tus aventuras. Aunque a día de hoy sigas sin Facebook, porque dices que prefieres las cervezas en directo. Ya sabes que yo también.
La última vez que nos hemos visto, tuvimos una de esas conversaciones nuestras, de esas en las que siempre quieres tener razón (y yo no te dejo), me prometiste que no pasaría tanto tiempo para la siguiente quedada, así que, ya sabes, cumple!
Apenas hace un rato hemos hablado por teléfono, y como si nada, como si no estuvieras viviendo lo que estás viviendo, y yo no estuviera tan jodida de saberte así, y no poder hacer nada. Y me has pedido que te escriba. Me has recordado que eres el fan número uno de mi blog, y me has dicho que si voy a hablar de ti, que lo haga ahora que puedes leerme, que quieres que te diga lo que te tenga que decir ahora, y no a título póstumo, que anda que ya te vale! Que te lo perdono, porque sabes que tengo ese mismo sentido del humor y que hago bromas también de lo imposible.
Pero no cariño, no te perdono que me digas que esto se acaba, porque no! Acaso no me conoces en todos estos años, porque van unos cuantos eh. Mi tercer nombre es luchadora, y si yo no me rindo, tú tampoco!!! Y no quiero volver a oírte decir que si voy a verte me voy a asustar, eso nunca.
Que si voy a estar ahí? Siempre! lo sabes SIEMPRE.
Y por qué? Pues porque eres uno de mis mejores amigos, de esos en mayúsculas, de esos que siempre están y a los que puedes confesar cosas inconfesables. Porque has estado ahí, y me has dado abrazos que curan, y eso que dices que yo soy la que sana con los abrazos, pero tú también lo haces cariñet.
Que estuviste ahí cuando estuve mal y  NUNCA me has fallado, y eso de poca gente se puede decir.
Que eres de esas personas que la llamas y vuela y por mí has volado incluso cuando no podías más, y nunca te lo he agradecido.
Tienes razón en decirme que he escrito entrada a gente que ha llegado después a mí vida, que a ti nunca te escribí, tienes toda la razón, pero si querías entrada, aquí la tienes. Y además, tú no necesitas entrada porque entre nosotros siempre sobraron palabras, y con miradas nos fue bastante.
Ahora toca apretar los dientes amigo, y sacar esa fuerza que yo sé que tienes, y nos tienes a todos ahí, contigo. Que tu chica no se mueve de tu lado, y sabes que no lo va a hacer (así que no insistas) Que todos tus amigos están tirando de la cuerda para que sigas aquí dando guerra mucho tiempo. Que tus papis tiran desde el otro lado empujando para que sigas.
Y yo, tu hermanita de ojos azules como el cielo, va a estar al pie del cañón (y sin llorar) y te va a seguir sacando la sonrisa, hasta cuando no puedas más, como dices que siempre hice. Haré lo que tenga que hacer.

Comentarios

  1. Uff.. me has hecho llorar.. que bonito cuando tienes amigos así.. yo tengo la fortuna de tener algún hermano cómo dices tú.. y la idea de que pueda pasarle algo..

    ResponderEliminar
  2. Siempre dije que eras especial, lo dije desde que te conocí, porque se te ve en esos ojos que te gastas. Y no me equivocaba, eres especial mi niña,mucho. Si te tuviera que dar las gracias por todo lo que has hecho por mi me tiraba aquí hasta mañana escribiendo. Gracias por estar ahí siempre, por darme tanto tanto tanto cariño siempre y ahora más. No eres una amiga sólo, tú no eres nunca sólo una amiga, eres mucho más, porque te entregas a todo el mundo y te entregas desde el corazón, que eso se nota. Eres de esas personas que hacen falta en ese mundo, mucha falta. Si es que todo el mundo que te conoce dice lo mismo de ti, mira en la uni, hasta los profesores te lo decían. Ojala mucha gente como tú, pero creo que es difícil, porque a mis cuarenta y algos, sólo me he topado contigo siendo así. Y daré gracias siempre por habernos conocido, porque tenerte ha sido una suerte.
    Sé que lo estás pasando mal por mí, y no quiero, que tú tienes que estar bien, que esa sonrisa no se puede apagar, que eres tú la que nos das alegría al resto, y si te apagas tú, malo.
    Sigue adelante siempre pequeña, pase lo que pase, ok.
    Yo estaré bien, porque allá donde vaya, me llevo mucho, os llevo a todos y lo sé.
    Te quiero pequeñaja y gracias por esta entrada, que si no es la mejor del blog, que yo creo que sí, es de las más sentidas, y eso me lo dice todo.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

ESTE AÑO HE APRENDIDO

LO QUE ESTE AÑO HE APRENDIDO

#LAVIDAMEPONE