EMOCIONES

Miércoles, 22 de Julio de 2015, 19:36 de la tarde. En mi habitación de estudios frente a la ventana, sentada delante de mi ordenador y viendo una tormenta de verano. En los cascos suena Alejandro Sanz (que raro) una de sus canciones más antiguas, "Lo que fui es lo que soy", y, no he podido evitarlo, me he puesto melancólica. Será la lluvia, la música o simplemente, que hoy tocaba melancolía. No estoy pensando en nada en especial, y a la vez se me vienen muchas cosas a la cabeza. Viendo iluminarse el cielo a cada relámpago y como la lluvia empaña los cristales estaba pensando ahora mismo en la cantidad de cosas que me han pasado en estos 38 años. Cosas buenas y malas, lógico, así es la vida. Y pensando en las buenas me viene tanta gente a la mente. Algunos aún siguen conmigo, afortunadamente. Pero otros muchos ya no están. O bien pasaron de largo, o bien se fueron para siempre. Y no he podido evitar que, al igual que cae la lluvia ahora mismo, se me hayan escapado un par de lágrimas. No de tristeza, o quizá sí. Yo creo que más bien de simple necesidad. Necesidad de soltar lastre. ¿No os pasa a veces?, ¿eso de tener muchos sentimientos amontonados, un nudo en la garganta y en el corazón, y tener que dejarlo salir?
Y no hay reproches, no hay una razón especial. Sólo, de repente, estás así. Y eso es bien. Dejarlo salir, dejar aflorar los sentimientos, es bueno. A muchos os parecerá una tontería, algo que sabéis de sobra y no entendéis que esté yo aquí, ahora, divagando y diciendo algo que ya tenéis claro, los sentimientos hay que dejarlos salir. Pero no creáis que todo el mundo lo tiene tan claro. Hay mucha gente, más de la que os pensáis que se lo guarda todo. Nunca dejan que se les escape una lágrima, por lo menos en público (y algunos ni en privado). Nunca dicen un te quiero. Son personas contenidas. Incluso es posible que critiquen a los que somos más emocionales. No es por criticar, es sólo que no lo entienden. No lo entienden porque ellos no son así. No saben serlo. Y no pueden comprender a los que somos más emotivos, lloramos y nos emocionamos con poco. Lo entiendo. Cada uno somos como somos. Pero debo deciros, a vosotros, a los más reservados para mostrar vuestros estados de ánimo, que, como ya he comentado, es bueno dejarse llevar a veces. Es bonito tener sentimientos, ¿cómo no va a ser bonito mostrarlos entonces?
Tampoco me hagáis mucho caso, ya os he dicho al principio que hoy estoy así, reflexiva, melancólica, y yo sí dejo que salgan mis emociones. Muy habitualmente, en forma de textos como este. Porque, para los que aún no os hayáis dado cuenta, es mi mejor manera de expresarme, escribiendo.
Hoy estoy así, melancólica, viendo llover y feliz. Recordando pero feliz.

Comentarios

  1. Yo pienso que es bueno llorar yo lo hago no me guardó nada dentro que es peor. Nada animate un poco esa canción es de las primeras . besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues sí, hay que soltar todo eso que llevamos dentro, si no, se enquista y es mucho peor.
      Tranquila, estoy animada. Sólo es melancolía necesaria para seguir sintiendo ;-)
      Besazos

      Eliminar
  2. Ya sabes que soy de las tuyas, de las de Alejandro y de las que lloran con facilidad, ya sea de alegría o de tristeza, de rabia o de emoción, o porque sí, porque simplemente me noto un nudo, y necesito soltar.
    Me encanta como escribes. Incluso en los dias melancólicos como hoy, transmites paz y felicidad.
    Y me quedo con tu frase final, que a pesar de todo, eres feliz, y te admiro.
    Abrazo apretao.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí amiga, tú y yo tenemos muchas cositas en común. Algún día no muy lejano, espero, de verdad, poder conocerte en persona.
      Yo sí que te admiro a ti, lo sabes, muchísimo. Porque eres una luchadora nata. Un espejo en el que mirarme. Un ejemplo a seguir y una persona excepcional.
      Abrazo apretao apretadísimo

      Eliminar
  3. Hola!!!!! Hace poco estuve escuchando esa canción(bueno, esa y otras, me metí un maratón de Alejandro) y uffff.
    Yo también estoy hoy melanciólica, llevaba una semana genial pero hoy he recordado mucho a mi padre, he recordado muchas cosas buenas y la impotencia me supera, ¿por qué?
    Pero llorando y dejando que las penas fluyan todo mejora y estoy deseando que llegue mañana para salir a correr a la playa o simplemente pasear por la orilla, lo que sea que me recuerde que estoy viva. Un beso y es precioso todo lo que escribes.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola bombón!
      Recordar siempre es bonito, aunque esos recuerdos escuezan porque nos traigan a personas que se fueron demasiado pronto. Pero, y lo bonito que fue tenerlas a nuestro lado.
      Alejandrista tú también eh ;) Tenemos muy buen gusto.
      Llora, llora siempre que lo necesites porque es bueno. Guardar esas emociones sólo trae nudos que luego serán difíciles de desatar.
      Un gran abrazo, y ahora mismo me pondré al día con los blogs.
      Besos

      Eliminar
  4. Yo no puedo escuchar a Alejandro porque es recordar a Fer y me da angustia.

    ¿Qué tal todo?

    Besosss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hasta a mí se me viene tu amigo Fer a la cabeza cuando escucho a Alejandro. Siempre que perdemos a alguien es una cicatriz más, si encima esa persona se va tan pronto...eso no tiene cura. Porque esos que dicen que el tiempo lo cura todo, no saben lo que dicen. Se aprende a vivir con esas cicatrices, sí, pero ahí quedan ya.
      Pues hoy volviendo a la realidad después de tres semanas de vacaciones. E imagino que tú después de la luna de miel, aún en una nube ;)
      Ahora mismo empiezo a ponerme al día con los blogs.
      Un abrazo, linda

      Eliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

PIJOS, INSOMNIO Y UN CHIHUAHUA

CONFESIONES DE...LA LÓPEZ

CONFESIONES: ESTRENAMOS SECCIÓN // QUINTO ANIVERSARIO DEL BLOG